DECRETO Nº 333 – Corresponde 29 Noviembre

DECRETO Nº 333 – Corresponde 29 Noviembre

YO SOY LO QUE EL CREADOR ES, LUEGO:
YO SOY EL AGUA VIVA; QUIEN BEBE DE ELLA NO TENDRA JAMAS SED,
Y SE HARA EN EL UNA FUENTE QUE SALTE HASTA LA VIDA ETERNA.

Estas son las afirmaciones que nos dejó Jesús como un camino trazado para llegar a “YO SOY” conscientemente. El agua viva está dentro de nosotros. El hábito de culpar siempre a otros por las cosas que nos han sucedido es lo que nos ciega y nos impide ver la verdad para tomar esta agua de la vida.
La correcta actitud del discípulo es sentirse “YO SOY EL AGUA VIVA” para calmar las sed de sus hermanos en la vida; de esta manera agrandará el área de su propia aura y así tendrá el Poder Universal a su disposición para desempeñar el papel del Salvador.

Deja un comentario